breve historia del arte flamenco

El flamenco es un género artístico de origen popular nacido en Andalucía hace más de dos siglos, como resultado del encuentro entre las culturas cristiana, judía, árabe, afroamericana y gitano-andaluza.

Expresión cultural en constante evolución, se manifiesta, principalmente, en tres modalidades: cante, baile y toque de guitarra, a partir de estructuras estilísticas denominadas palos, que se diferencian por aspectos como el carácter, el ritmo, la copla o la melodía.

En cuanto al baile flamenco, podemos definirlo como la expresión artística del flamenco mediante la danza y que, además de poseer una técnica y una estética propia, está caracterizado también por ser un baile individual, introvertido, explosivo, espontáneo, sincero, de tendencia extática y manifestación abstracta.

A pesar de tener un origen incierto, por carecer de documentos, podemos clasificar la evolución del arte flamenco en tres etapas principales:

  • Etapa primitiva:  ? – 1860 aproximadamente (Primeras referencias)

Se comienzan a estructurar, definir y divulgar los cantes flamencos fundamentales. El baile era una distracción, se bailaba por desahogo y como entretenimiento. No obstante, a principios del siglo XIX nace una oferta semiprofesional y comercial del arte andaluz y gitano.

 

El flamenco cobra un auge extraordinario y se propaga su afición por todas las ramas de la sociedad española. Comienza a ser un arte profesional: se fijan los estilos, el ritmo y los cánones que habrán de perdurar, con mayor o menor evolución hasta nuestros día.. Surgen los “Cafés cantantes”, antecesores de los actuales tablaos.

  • Etapa teatral: 1920 – Actualidad (El arte flamenco aparece en los escenarios teatrales) Contiene a su vez, tres períodos:

Opera Flamenca: 1920 – 1955

La denominación “Opera Flamenca” se debe a una argucia empresarial para conseguir beneficios tributarios para los espectáculos flamencos.

En esta época la inspiración popular cede el paso a una elaboración intelectual con fines coreográficos, el flamenco se deforma en aras de un público menos exigente y se sustituye el acompañamiento de guitarra por orquesta.

Renacimiento: 1955 – 1985

Supuso la definitiva revalorización del flamenco y consiguió rescatar todo lo marginado y relegado de la etapa anterior. Aparecen los tablaos, así como numerosos eventos periódicos relacionados con este arte (festivales, concursos, certámenes, etc.).

Época contemporánea: 1985 – Actualidad

El flamenco continúa su progresión ascendente y se realizan numerosas “fusiones” experimentales con otras artes como el jazz o la danza contemporánea. Cobra un gran prestigio internacional y acapara, de manera creciente, la atención de artistas, público y estudiosos de todo el mundo.

Desde sus orígenes hasta la actualidad, son muchos los intérpretes y múltiples los estilos de este arte universal, tan conocido y a la vez tan enigmático. Una manifestación liberadora que llega y conecta con el ser humano en su generalidad. Un arte vivo y creciente, abierto a cualquier expresión o gesto de cada uno de nosotros.

 

 

 

Bibliografía:

“Teoría y práctica del Baile Flamenco” de Teresa Martínez de la Peña.

“El Baile Flamenco, una aproximación histórica” de José Luis Navarro y Eulalia de Pablo.

“Etapas históricas del Flamenco” de Pepa Sánchez